LOS VIAJES COMBINADOS (II): ¿QUÉ DERECHOS TIENES? Cuando del paraíso se desciende a los infiernos

Ciudadana K

Ha llegado el momento. Sin embargo toda la ilusión que pusiste en las deseadas e idílicas vacaciones que planeaste con antelación suficiente como para que tus bebés alcanzaran la mayoría de edad y en tu boca no quedara ni un diente de márfil… todas las ensoñaciones tan vívidas que experimentabas durante las calurosas siestas que te pegabas tirad@ en el mini sofá de tu mini piso esas tardes de Agosto… todas las esperanzas que pusiste en “hacerte un selfie” dentro de la Fontana de Trevi cual Anita Ekberg en “La Dolce Vita” antes de que te detuvieran los carabinieri… todo, absolutamente todo, ha quedado reducido a simples elucubraciones mentales. Y es que tu viaje cual helado al sol se ha malogrado.

Te dirás: Ay! Dios! ¿Qué he hecho yo para merecer ésto? Pues NADA, cumplir tu parte: planear un viaje, ahorrar dinerito para pagarlo, ir a…

Ver la entrada original 1.557 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s